Pancakes de coco

¡¡¡Holaaaaaa holaaaaaaa!!!

¡¡Adoro los pancakesssssssssss!! Son uno de mis desayunos favoritos. Son dulces, esponjosos y podéis acompañarlos con lo que más os guste: plátano, mantequilla de avellanas, canela, fresas, pera caramelizada, pistachos troceados, compota de manzana, chocolate, arándanos, sirope de arce… ¡¡ufffff…!! Acabo de comer, y sólo de pensar en estos deliciosos pancakes de coco que preparé el otro día en casa… ¡¡se me hace la bocaaaa aguaaaaa!! Ñaaaammmmmm jejeje ¡¡¡¡Tenéis que hacerlos en casaaaaa!!!! ¡¡os van a encantar!!.

Además, leí hace unos días por la red, que estos pancakes de coco son un dulce típico de la India y allí se llaman “Malpua” y acostumbran a comerse en sus fiestas tradicionales, como por ejemplo durante el “Diwali”. Según la zona en la que se preparen, cambian algunos de los ingredientes, ya que en lugar de coco suelen usar mango o plátano. Además ellos los fríen y luego los bañan en miel, pero nosotros vamos a hacer la versión más “healthy” de estos “malpua”, cambiando algunos de sus ingredientes y preparación. 

Estos pancakes no tienen gluten, ni azúcar… ¡¡ricos y sanos!!

20150824-160525-57925424.jpg

Vamos con los ingredientes necesarios (para 4 pancakes o tortitas):

  • 110 gr de harina de arroz
  • 75 gr de coco rallado
  • 24 cl de leche de coco, almendras o arroz
  • 2 cucharadas de sirope de agave
  • Una pizca de cardamomo en polvo
  • Una pizca de canela en polvo
  • Aceite de coco
  • Topping: sirope de arce, plátano y coco rallado… (¡¡o lo que más os guste para acompañarlos!!)

Ahora para prepararlos tenéis que:

Mezclar en un bol la harina de arroz, el coco rallado, la leche vegetal, el sirope de agave, la canela y el cardamomo hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.

En una sartén, agregar una cucharadita de aceite de coco y cuando esté caliente añadir una buena cucharada de la masa y dorarla por ambos lados.

Para finalizar, añadir los acompañamientos que más os gusten. Yo elegí plátano, sirope de arce y un poco de coco rallado por encima. 

¡¡¡¡Buenísimooooossssss!!!!

ENJOY!! 

Besitos muyyyy dulces para tod@s. 

 

Curry de lentejas con coliflor y calabaza

20140511-184156.jpg

¡¡Hoollllaaaaaa!!

Por fin estoy poniéndome al día con las recetas y en esta nueva entrada os enseñaré a preparar un curry buenísimo. A mi me encanta la cocina hindú y esta es una receta típica de la India, pero elaborada con mi toque personal.

En la India, gran parte de su población es vegetariana. Por eso, muchos de sus platos típicos se elaboran a base de vegetales, legumbres y cereales.

Para preparar este curry vais a necesitar (para 2-3 personas):

– 1 puerro pequeño

– 1 diente de ajo

– Media cebolla

– Media coliflor

– Media calabaza de cacahuete pequeña

– 1 cucharada de tomate natural rayado

– 3 cucharadas de leche de coco

– 1 cucharada de aceite de coco

– 1 bote de lentejas cocidas

– Coco rallado (para decorar)

– Media cucharadita de curry verde en pasta (opcional)

– Curry amarillo en polvo

– Jengibre fresco

– Sal

– Agua

– 40 gr de arroz basmati (opcional)

Ahora empezamos a preparar nuestro plato de curry:

Primero de todo vamos a cortar el puerro y la cebolla en trocitos pequeños y los agregaremos a una sartén grande en la que habremos añadido el aceite de coco y los cocinaremos a fuego lente, removiendo de vez en cuando.

Cuando empiecen a estar blanditos, añadimos el diente de ajo en láminas y la cucharada de tomate natural y lo mezclamos bien con el puerro y la cebolla.

Por otro lado, lavamos y cortamos la coliflor y la calabaza en trocitos pequeños para poder agregarla a la sartén. Removemos bien todos los ingredientes y añadimos una buena cantidad de agua (ha de cubrir los ingredientes), previamente calentada, para que se cocinen bien durante unos 5 minutos.

Acto seguido, lavamos y escurrimos las lentejas cocidas y las agregamos a la sartén. Removemos bien para que se mezclen todos los sabores y añadimos un pellizco de sal. Dejamos que se cocinen otros 5 minutos.

Para finalizar añadiremos la leche de coco, el curry en pasta, 1 cucharadita de curry en polvo y el jengibre que habremos cortado en cuadraditos muy pequeños y lo cocinamos 5 minutos más. No ha de quedar líquido, sino cremoso.

En el momento de emplatar podemos decorar con un poco de coco rallado por encima.

Por otro lado, si os apetece, podéis acompañar vuestro curry con un bol de arroz basmati, que combina muy bien y hará de vuestro curry un plato mucho más completo. El arroz basmati lo cocináis en un cazo durante unos 15-20 minutos con agua y un poco de sal.  

¡¡Espero que os haya gustado y los preparéis en vuestras casas!! 

¡¡¡Besitos veganos a todos y a todas!!!

Arroz con leche de coco especiado

¡¡Buenas noches!!

Esta semana ha sido cortita… ¡¡y ya volvemos a estar de fin de semana!! Así que, ayer, como estaba de antojo, decidí prepararme algo bien rico para merendar y que hacía mucho tiempo que no comía.

Cuando era pequeña, el arroz con leche era algo que me encantaba y de hecho me sigue encantado, pero he decidido veganizarlo y darle un toque especial con algunas especias y el resultado ha sido genial. Por eso voy a compartirlo con vosotros para que podáis prepararlo en vuestras casas.

Los ingredientes que vais a necesitar para 2 personas son:

– 25 cl de leche de coco

– 50 cl de leche de arroz

– 100 gr de arroz

– 1 rama de canela

– 4 semillas de cardamomo

– 4 clavos de olor

– Un trozo de piel de limón

– 3 cucharadas de sirope de agave (podéis añadir más o menos cantidad, según como os guste de dulzor)

– Canela en polvo

Para empezar a preparar nuestro arroz con leche tenéis que:

Poner en un cazo la leche de coco y la de arroz, junto al arroz, las especias y la piel de limón. Llevamos la leche a ebullición, a fuego lento, y removiendo constantemente para evitar que se pegue la leche a la cazuela.

En este momento agregamos el sirope de agave para endulzarlo.

Cuando rompa a hervir dejamos que se cocine durante unos 20-25 minutos, removiendo de vez en cuando.

Pasado este tiempo retiramos, si queremos, las especias y la piel de limón.

Lo pasamos a unos cazos o vasitos individuales y dejamos que se enfríe. Podemos decorar el arroz con un poquito de canela en polvo.

¡¡Espero que lo disfrutéis en vuestras casas!!

Muchos besitos.

20140425-231655.jpg

Granola crujiente de avena y quinoa

¡Buenas noches!

La receta de hoy es para que os preparéis unos riquísimos y nutritivos desayunos o meriendas o para picar entre horas. Este muesli o granola podéis acompañarlo de alguna leche vegetal que os guste (leche de almendras, de avellanas, de espelta, de arroz…), de yogur de soja, de fruta…

Es muy fácil de preparar y los cereales que yo uso los podéis cambiar por otros que os gusten más. Los que yo he utilizado, en este caso, son copos de avena y copos de quinoa. Además, es una receta libre de azúcares, ya que utilizo siropes para endulzar el muesli.

Los ingredientes que vais a necesitar son:

– Aceite de coco

– Sirope de arroz

– Sirope de agave 

– Copos de avena

– Copos de quinoa

– Semillas de sésamo

– Pipas de girasol

– Semillas de lino 

Pasas

– Coco rallado

– Canela

Para hacer el muesli:

Poner un poquito de aceite de coco en una sartén y agregar los copos de avena y los copos de quinoa, la cantidad que vosotros consideréis, según cuanto muesli queráis preparar. Los salteamos un poquito, no dejamos que se doren en exceso y vamos añadiendo el resto de los ingredientes. No dejamos de remover.

Al final agregamos el sirope de arroz y el de agave para que se compacten los cereales y las semillas y también para endulzar. Por último, ponemos la canela y el coco rallado y seguimos removiendo.

Cuando los ingredientes estén bien mezclados, los pasamos a una bandeja para horno y los horneamos durante unos 15 minutos. Durante este proceso, debemos abrir y remover, al menos un par de veces, los cereales para que se acaben de dorar por igual. 

Cuando los hayamos sacado del horno debemos ir removiéndolos, de vez en cuando, con la ayuda de un tenedor, para que no se queden todos enganchados y tengamos un montón de muesli casero enganchado e incomible… jejeje 

Cuando se haya enfriado, os lo podréis comer… ¡¡Disfrutarlo!! ¡¡Está de viciooooo!!

Imagen

¡¡Besooosss para todos/as!!

Galletas de muesli

¡¡Buenas noches!!

¡¡Uffff… Hace mucho que no escribo ninguna receta…!! Pero es que últimamente me falta tiempo, 24 horas al día, a veces, parecen pocas… jejeje  

Así que entre hoy y mañana os explicaré dos recetas riquísimas, una dulce y otra salada. Hoy os enseñaré a preparar unas ricas galletas de avena libres de productos animales. De esta manera, os quiero demostrar como podemos elaborar dulces buenísimos sin necesidad de usar huevos y lácteos. 

Y ya que estamos hablando de pastelería vegana, quería explicaos que el viernes pasado estuve en un “showcooking” organizado por “Cookiteca” con el cocinero vegano Toni Rodríguez (ya os hablé de él en otro post) y nos enseñó a hacer: cookies con glaseado de pistachos y fresas, crepes con praliné de chocolate y avellanas y esencia de mandarina y tarta de pera con crema de yuzu. Fue una experiencia genial, hacía mucho tiempo que tenía ganas de conocerle y de verle trabajar. Esto ha sido posible ya que me apunté a un sorteo y me tocó… ¡¡así que he tenido la oportunidad de verle cocinar y de aprender de él!! Estaba todo delicioso y era veganoooooo, ¡¡qué maravilla!! Imagen

Ahora vamos con los ingredientes que vamos a necesitar para hacer nuestras galletas:

– 150 gr de harina de trigo o espelta integral

– 75 gr de azúcar moreno de caña

– 150 gr de aceite de coco

– 50 gr de coco rallado

– 25 gr de salvado de avena

– 60 gr de copos de avena

– 1 cucharada de semillas de chía

– Un puñado de pasas

Un puñado de avellanas

Un puñado de nueces

– 2 cucharadas de sirope de ágave

– 1 cucharadita de levadura en polvo

Ahora vamos a prepararlas:

Primero de todo, vamos a precalentar el horno a 180º. Acto seguido, mezclamos en un bol la harina integral, el azúcar moreno, los copos de avena, las pasas,las avellanas y las nueces troceadas, el salvado de avena, las semillas de chía, la levadura en polvo y el coco. Lo removemos con una cuchara para que se mezclen bien todos los ingredientes.

Ahora ponemos el aceite de coco y el sirope de ágave a calentar en un cazo y removemos hasta que se funda. Añadimos estos ingredientes líquidos a los sólidos y mezclamos hasta formar una masa homogénea.

Para finalizar, en una bandeja de horno forrada con papel de hornear vamos haciendo bolitas de masa del mismo tamaño  y que estén bastante separadas y las horneamos durante unos doce minutos aproximadamente (el tiempo de cocción puede variar según cada horno) con la bandeja situada en la mitad del horno. Cuando haya pasado el tiempo, las retiramos del horno y las ponemos en una rejilla para que se enfríen. 

Imagen

Así de fáciles y así de ricas… ¡¡ya veréis como os gustarán!! Yo las llevé un día de excursión y no quedó ni una jejeje

P.D: Os recomiendo añadir a vuestra dieta el consumo regular de avena, ya que es una fuente muy rica de fibra y proporciona mucha energía a quién la consume. Además reduce los niveles de colesterol, tiene propiedades antioxidantes, disminuye la presión arterial, regula el nivel de azúcar en sangre y tiene propiedades diuréticas.